viernes, 12 de agosto de 2011

El intervalo perdido



"El intervalo perdido" es el título de una nota escrita hace ya un tiempo por un periodista sobre el libro de igual nombre del crítico italiano Gillo Dorfles.
Ayer la recordé seducida ante su reflexión.
Pensar en el intervalo perdido es sentir la pausa, ese "tiempo vacío" que aplicado al arte, supone una separación de un hecho artístico de otro y la apreciación de una obra de arte de la vida diaria.

Hoy esta lectura y vivencia pareciera que ya no tuviera sentido. El mundo de lo mensurable está presente a diario, lo fugaz, el apuro por el consumo, lo descartable hasta de una mirada...
La contemplación frente a una obra de arte es el contacto con la obra original y es un hecho casi mágico, un sentir de comunión con ella.
Percibir, sentir, palpar, captar la mayor cantidad posible de detalles de todo aquello que hace singular la obra única, archivando sus secretos en nuestra memoria, para luego reconstruirla en lo que paradójicamente sería una copia.
Darle valor al recuerdo.
Volver sobre el mismo, a gozarlo, recuperando así el intervalo perdido.
Recuperar esta pausa sensible, reconstruir esta tiempo seductor y misterioso.
Lleno de conmoción, de ráfagas de placer, de interrogantes.
Disfrutar de la pausa en el arte como de cada momento de la vida diaria.





12 comentarios:

  1. Hola a todas mis queridas amigas del blog!!! Gracias por tantos cariñosos comentarios dejados en mi post anterior. Me emociona leerlos frente a la emoción de saber de mis amados nietos. Un beso especial a cada una. Gloria.

    ResponderEliminar
  2. :-)




    Querida Gloria,
    art is so important to live a rich life.

    Besos
    Franka

    ResponderEliminar
  3. Buen finde Gloria!!!!!
    Y a disfrutar de las pequeñas cosas que nos regala la vida!!!

    ResponderEliminar
  4. "El intervalo perdido", que bonitas palabras...

    ResponderEliminar
  5. Gloria,diste una lección sobre cómo mirar una obra de arte. Te gusta o no, nuestros sentidos se posan sobre ella y se despiertan.
    Besossssss

    ResponderEliminar
  6. Al contemplar una obra de Arte desconectamos por unos momentos del frenesí de la vida diaria y nos sumergimos en ese mundo donde el tiempo se para...esa pausa de la que hablas que permite que afloren todo tipo de sensaciones
    Un Beso

    ResponderEliminar
  7. Regresé de vacaciones y ahora me doy cuenta de la gran cantidad de intervalos perdidos que tengo... comienzo con tus dos entradas, amiga. Bss..

    ResponderEliminar
  8. Me encanta esta frase el intervalo perdido pienso que la podemos aplicar a muchas cosas de nuestra vida, Un beso Gloria. Ana.

    ResponderEliminar
  9. Tan cierto, qué lindas palabras tan precisas para estos tiempos, el intervalo perdido... beso enorme !

    ResponderEliminar
  10. El arte está íntimamente ligado a la vida. Ambos son una aventura a un mundo desconocido que sólo puede ser explorado por quienes están dispuestos a asumir los riesgos.
    Quizás un intérvalo perdido sea un riesgo difícil de sortear. No imposible.

    Saludo

    ResponderEliminar
  11. EL ARTE -EN TODAS SUS EXPRESIONES-ES UN BALSAMO,NO HAY QUE PERDERSE DE VIVIRLO.

    ResponderEliminar

Sobre el mar...

Hace ya un tiempo que no repaso mi memoria sensible. Como Umberto Eco quiero volver a las listas que necesito rever...Hacer de ello un...